EL PAÍS Viajes Europa Viajes con lectores

Viaje al país de Jane Austen

By on 29 Agosto, 2016

El próximo 20 de octubre parte nuestro viaje a la campiña inglesa en busca de las raíces de Jane Austen, acompañados por la escritora Espido Freire. La propia Espido nos cuenta sus sensaciones al descubrir los territorios por los que se movía Austen y los motivos por los que invita a unirse a ella en esta nueva aventura de EL PAÍS Viajes:

  royal-crescent-lg

“Cuando escribí mi libro Querida Jane, querida Charlotte, hace ya años, en España Jane Austen continuaba siendo patrimonio de unos pocos lectores que habían leído alguna de sus seis novelas, y que se habían sentido comprendidos en sus frases agudas y su forma de afrontar el amor. Sin embargo, en el ámbito anglosajón se estaba desencadenando una pasión irrefrenable por Jane; los austenitas se contaban por miles, y la recuperación de su figura, de su obra y de su literatura era un hecho. Películas, series, libros sobre sus libros, y mil objetos relacionados con ella o con su época comenzaron a aparecer y a ser reclamados ávidamente.

Los lectores y los espectadores querían entender cómo podía ser que aquella mujer que nunca se casó, que observaba, reflexionaba y escribía, había sido capaz de comprender con tanta exactitud lo que les ocurría a ellos, dos siglos más tarde. Jane reivindicaba la inteligencia y el amor, la dignidad personal y la sinceridad en un entorno hipócrita e interesado. Creía en los finales felices, pero no a costa de un sacrificio que en su tiempo y en el nuestro se daba por hecho.

great-pulteney-lg

Cada vez que he seguido sus pasos de ciudad en ciudad y de casa en casa he sentido que la comprendía mejor, y que me comprendía también mejor como mujer y como escritora. Mientras la acompañaba en Steventon, en Bath, en Chawton, me sumergía en una vida que no necesitó de grandes aventuras para resultar fascinante, pero que se desarrolló en paisajes inolvidables y en una de las ciudades más bellas del mundo. Y, además de sentir que mi imaginación y mis ojos volaban de una historia a otra, he aprendido a conocer mejor las contradicciones y el alma de Jane Austen.

Jane se preocupaba por las muselinas y por la moda, reía mucho y era extraordinariamente sociable, pero no descuidaba ni por un segundo a su padre enfermo, a sus sobrinitas, que la adoraban, o a sus amigas. Leía y escribía cartas tan vivas, tan divertidas, que nos permiten ver a través de sus ojos cómo era esa sociedad elegante y sofisticada, pero cruel e intolerante, que se puede adivinar en las calles de Bath y en la campiña inglesa. Era una mujer de un talento inmenso, pero que escribía a escondidas en una mesita diminuta, que aún se conserva en su casa, con una mezcla de pudor y de desafío a una época para la que las mujeres no tenían nada interesante que contar.

Para mí un viaje resulta inolvidable si siento que además de en el espacio he podido viajar en el tiempo. Y con este recorrido siempre lo he logrado: en ocasiones me he visto dentro de una de sus novelas, y otra, como la protagonista de una película. Me he sentido como una invitada invisible en sus casas, he logrado apreciar el té y su ritual como lo hacían en el siglo XVIII y XIX, he entendido la importancia que para ella tenía el matrimonio, y lo valiente de su decisión de no casarse. Toda esa delicadeza que nos transmiten sus historias y que captan las mejores series y films sobre ella o su obra cobran muchísimo más sentido cuando se pasea por las salas de baile en las que cruzó apasionadas miradas con sus pretendientes, y otras cómplices con su hermana, cuando me ha empapado uno de los aguaceros que de pronto sorprenden a sus heroínas.

Y como recompensa me he llevado, además de mis experiencias, la sensación de pertenecer a un círculo único, privilegiado, que nos hemos encontrado en las letras o en las adaptaciones de Jane Austen pero que poseemos mucho en común: la curiosidad, la esperanza en la nobleza humana, el amor por lo bello, la ilusión de un amor que engrandece en lugar de limitar, la pasión por la historia y las historias, el cuidado por el detalle. Todo eso que nos une a los austenitas, y que convierte este viaje en un sueño cumplido“.

jane-austen-dia3-lg-2

Toda la información del viaje y formulario de inscripción, en nuestra web. ¡Últimas plazas!

TAG
POST RELACIONADOS

DEJA UN COMENTARIO